Preguntas Frecuentes

Consorcio C-IoT

¿En cuáles tecnologías se especializa el C-IoT?

  • Internet de las Cosas: Productos Inteligentes Conectados a Internet.
  • Computación Cognitiva: software con capacidad de autoaprendizaje.
  • Gemelo Digital: Es una réplica digital y tridimensional de un producto, máquina o infraestructura. El gemelo digital permite visualizar en tiempo real la información sobre todas las etapas y aspectos del desarrollo de un producto, máquina o infraestructura; desde que inicia el desarrollo de la idea, se elabora el diseño, se construye y entra en operación, todo su ciclo de vida. Esta herramienta reduce costos, tiempos y riesgos. De hecho Gartner predice que en el 2021 la mitad de las empresas industriales, usará el gemelo digital aumentando su productividad, rentabilidad y eficacia.
  • Internet Industrial: sistemas ciberfísicos que permiten la comunicación de las máquinas entre sí y con las personas.
  • Planta Eléctrica Virtual: control de la demanda que permite apagar carga durante la demanda pico del sistema eléctrico.

¿En cuáles áreas productivas tiene mayor experiencia el C.IoT?

  • Sector eléctrico.
  • Sector hídrico.
  • Sector industrial.
  • Ciudades inteligentes.
  • Educación.
  • Construcción.
Internet of Things & Industria 4.0

¿De qué trata el tema de Industria 4.0?

De la capacidad que están adquiriendo las máquinas de desarrollar cierto grado de inteligencia, que les permite actuar en forma autonoma sin necesidad de ser operadas o supervisadas por un ser humano.

¿Cómo se relaciona con el internet de las cosas?

La evolución de Internet permitió mejorar la comunicación de las personas con nuevos conceptos como: el correo electrónico, las redes sociales y las páginas WEB. Internet de las cosas es el nombre popular con que se idenfifican una serie de tecnologías que permiten crear Productos Inteligentes conectados a Internet (PIC), con capacidad de interactuar inteligentemente entre sí y con las personas. Podemos definir Internet de las cosas como las herramientas tecnológicas que permiten desarrollar la Industria 4.0.

¿Qué tecnologías involucra este proceso?

  • Computación Cognitiva: software con capacidad de autoaprendizaje.
  • Gemelo Digital: modelo digital de un objeto real que integra toda la información administrativa y de ingeniería que se actualiza en tiempo real.
  • Robótica avanzada: robots inteligentes capaces de aprender por observación.
  • Internet Industrial: sistemas ciberfísicos que permiten la comunicación de las máquinas entre sí y con las personas.
  • Manufactura aditiva: técnica de fabricación que permite construir productos agregando material, conocida popularmente como impresión 3D.

Valga aclarar que todos estas tecnologías están aún en su infancia y se espera que alcancen su madurez alrededor del 2030

¿Qué cambios origina?

Reduce los costos de producción, convierte a los productos inteligentes en plataformas tecnológicas para ofrecer nuevos servicios a los clientes, que agregan valor al usuario y permiten generar nuevos modelos de negocio. Por ejemplo, el impacto que ha tenido el iPhone, que es el primer PIC de uso masivo que existe en la actualidad, nos da una idea de los profundos cambios sociales que pueden provocar otros PIC que ya están en desarrollo cuando por fin logren masificarse: autos inteligentes que se manejan solos, etc.

¿Qué países están viviendo ya este cambio y cómo ha sido su evolución?

Alemania, Estados Unidos, Japón, China, Corea del Sur, ya usan las  tecnologías disruptivas en sus procesos productivos. Se espera que para el 2020 la automatización inteligente  desplace en esos países a unos  5 millones de personas de sus puestos de trabajo. Sin embargo, se espera que surgirán nuevas fuentes de trabajado para aquellas personas mejor capacitadas y que tengan mayores habilidades blandas, conocidas como “habilidades socio emocionales” que serán la mejor tarjeta de presentación para ingresar al mercado laboral. La Cuarta Revolución Industrial nos coloca a las puertas de alcanzar una Sociedad Inteligente, más inclusiva y solidaria, donde habrá más  tiempo para el ocio y la que obligará a una mayor distribución de la riqueza. Este nuevo panorama arrojará grandes oportunidades para todos los países en vías de desarrollo, porque podrían suplir el gran faltante de técnicos e ingenieros que irá necesitando el mundo desarrollado, para poder diseñar, construir, operar y mantener a la explosión de sistemas inteligentes que surgirán de manera exponencial e infinita. Estos son trabajos muy bien pagados y gracias a las nuevas tecnologías digitales, ya no será necesario desplazar los trabajadores hacia aquellos países, sino que podrán trabajar en su lugar de origen brindando servicios a través de Internet. Por ello resulta fundamental que dominen el uso de las tecnologías emergentes aplicadas a la ingeniería y que aprendan otros idiomas, comenzando por el inglés.

¿Cuáles son los beneficios?

Aumenta  la productividad y competitividad de las empresas y de las personas. Permite una relación directa entre el cliente y el fabricante, lo que facilita crear nuevos servicios que mejoran la experiencia del usuario.

¿Cómo deben prepararse los países ante esta nueva revolución?

Hay impulsar y universalizar programas de alfabetización digital, que permitan reentrenar la fuerza de trabajo para que puedan usar en forma efectiva estas nuevas avanzadas herramientas. Es clave que los jóvenes tengan acceso a estas tecnologías desde edades tempranas y  sin pasar por el filtro de los profesores, porque estas formas de trabajo son tan diferentes que difícilmente la generación actual de técnicos e ingenieros podrá dominarlas, pero serán naturales para los niños y jóvenes. Hay que aceptar el hecho de que esta será la primera generación que tendrá que aprender por sí misma y enseñarle a sus mayores.

¿Cómo impulsa la Cuarta Revolución Industrial el desarrollo de un país?

La automatización inteligente de los procesos productivos dispara la productividad y competitividad de las empresas y de las personas, reduciendo sensiblemente los costos de los bienes y servicios, abriendo la puerta a la riqueza de los países y al subsecuente bienestar de las personas que comenzarán a experimentar una mejor calidad de vida.  Según un estudio realizado por el Programa Milenio, para el 2030, más del 40% de los trabajos que hoy realizan las personas en los Estados Unidos serán realizados por máquinas y sistemas inteligentes. Esta sin embargo, no es la primera vez que el trabajo desempeñado por máquinas inquieta a la humanidad. Hace 250 años, con la primera Revolución Industrial,  la automatización del trabajo causó gran preocupación y hasta malestar, pero la historia se encargó de demostrar que gracias a su desarrollo fue posible eliminar la esclavitud y logró que la humanidad alcanzara niveles de desarrollo insospechados. Hoy en día enfrentamos el mismo dilema con la automatización del trabajo, pero en realidad podría ser la gran  oportunidad para acabar con la pobreza extrema y eliminar los trabajos mal pagados y monótonos que nadie quiere hacer.

¿Cuáles son las especialidades que involucra esta revolución?

En realidad para acometer esta nueva etapa de la humanidad, todas las especialidades técnicas y las ingenierías tendrán que reinventarse, comenzando por el hecho de que tendrán que incluir la informática en todos los planes de estudio. De hecho ya están en eso. Surgirán nuevas y apasionantes carreras como cirujanos de aumento de memoria, policías del clima, granjeros verticales, o pilotos, guías y arquitectos espaciales, ingenieros y científicos de datos y en ciberseguridad, especialistas en inteligencia artificial, etc. Pero para poder aprovechar las nuevas oportunidades de trabajo, hay que invertir en mejorar los programas de educación técnica y desarrollar nuevas metodologías que permitan el autoaprendizaje de las personas. Por otro lado, es crucial conectar los programas de educación técnica con las de formación de ingenieros, logrando que los mejores técnicos se conviertan en ingenieros y evitando formar ingenieros sin experiencia técnica. Hay que crear un sistema de educación técnica que premie el talento sin importar la clase social y fomente una competencia sana que permita la mejora continua de los profesionales. Sería una gran pérdida no darles a los mejores técnicos la oportunidad de continuar sus estudios para convertirse en ingenieros.

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart